sábado, 17 de noviembre de 2007

Otros mundos.

Hacía un mes que no pulsaba el botón naranja. Ni todo mi tiempo libre me ha permitido vomitar a gusto sobre el teclado. Este otoño lo está enrareciendo todo. Mi mundo.

Mientras cruzaba la carretera miré a la chica que conducía el coche que se paró en el atasco. Estaba seria, no se dió cuenta de que yo la estaba mirando. Sus movimientos eran automáticos. Su cabeza no estaba allí. Su mundo.

"Más de 650.000 iraquíes muertos, alrededor de dos millones de refugiados y más de 3.500 bajas en las filas de las tropas de ocupación es el balance de la guerra de Irak cuando se cumple el cuarto aniversario de la reunión de Azores..." y algunos siguen exigiendo "autores intelectuales". Este mundo.

Sidr ya ha matado mil mundos en Bangladesh. Otros miles de mundos.

Debajo del puente que une Sevilla con el Aljarafe están ahora durmiendo varias familias. Varios mundos.

En la tele anuncian un coche ecológico, un chalet en una urbanización con campo de golf a un precio justo, infinidad de juguetes, el prestamo rápido que estabas necesitando, y todo lo necesario para que seas feliz. El mundo.

Pulsando dos veces en el icono azul y blanco puedes girar, acercar, alejar u observar cualquier parte del mundo. Qué mundo.

Andrea sigue recordando todos los días a Marta, que un día se fue sin poder despedirse. Puto mundo.

Tú. Tu mundo.